blog-10junio¿Qué me responderías si te digo que tienes derecho a tener éxito? ¿Y si te digo que tienes derecho a superarte y superar a los demás? Quizá lo veas evidente. O quizá te sientas culpable por ello, te invada el miedo a no ser aceptado, a dañar al otro o a ser egoísta o mala persona.

Puedes desterrar tranquilamente la culpa. La clave está en la asertividad.

La asertividad es una parte de las habilidades sociales, que reúne las conductas o pensamientos que nos permiten defender los derechos de cada uno sin agredir al otro ni ser agredido y que nos permite ser más eficaces en nuestra vida social.

Una de las razones por la cual somos poco asertivos es porque, en gran medida, ya sea por educación o por otra serie de circunstancias, está en nuestro pensamiento que no tenemos derecho a defender nuestros sentimientos, opiniones, valores y creencias.

Te mostramos a continuación tus derechos asertivos. Cuelga la lista en la nevera, léela todos los días y disfruta del cambio:

  1. tengo derecho a ser tratado con respeto y dignidad
  2. Tengo derecho a tener y expresar mis propios sentimientos, opiniones, valores y creencias
  3. Tengo derecho a ser escuchado y tomado en serio
  4. Tengo derecho a juzgar mis necesidades, establecer mis prioridades y tomar mis propias decisiones
  5. Tengo derecho a decir no o rechazar peticiones sin sentirme culpable o egoísta
  6. Tengo derecho a pedir lo que quiero
  7. Tengo derecho a cambiar de opinión, idea, línea de acción o forma de vivir y sentir las cosas
  8. Tengo derecho a cometer errores y a que me perdonen
  9. Tengo derecho a pedir información y a ser informado
  10. Tengo derecho a obtener aquello por lo que pagué
  11. Tengo derecho a ser independiente y a hacer las cosas a mi manera
  12. Tengo derecho a decidir qué hacer con mis propiedades, con mi propio cuerpo, con mi tiempo, etc.
  13. Tengo derecho a tener éxito
  14. Tengo derecho a gozar y disfrutar
  15. Tengo derecho a mi descanso y aislamiento
  16. Tengo derecho a superarme y a superar a los demás
  17. Tengo derecho a ser resolutivo y a no estar pendiente en todo momento de la buena intención de los demás
  18. Tengo derecho a sentir y expresar dolor
  19. Tengo derecho a ignorar los consejos
  20. Tengo derecho a no justificarme delante de los demás
  21. Tengo derecho a responder a las preguntas o no hacerlo
  22. Tengo derecho a no responsabilizarme de los problemas de los demás
  23. Tengo derecho a no anticiparme a los deseos y necesidades de los demás
  24. Tengo derecho a hacer menos de lo que humanamente somos capaces de hacer. A no tener que esforzarme en todo. A decidir cuándo detenerme y cuándo continuar
  25. Tengo derecho a tomarme el tiempo que necesite para calmarme, tranquilizarme y pensar
  26. Tengo derecho a sentirme bien conmigo mismo
  27. Tengo derecho a protestar cuando siento que se me trata de manear injusta o inadecuada y a pedir una rectificación, el reconocimiento de los daños y/o una compensación
  28. Tengo derecho a tener mi propio ritmo y mis etapas
  29. Tengo derecho a que se me reconozca un trabajo bien hecho
  30. Tengo derecho a decidir no ser asertivo ni sentirme inferior

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *